Volver a Blog

¿Cómo cubrir gastos en cesantía?

Categoría:Presupuesto

Categoría: Presupuesto

Existen diversas formas para enfrentarse a las emergencias económicas si quedaste o has quedado sin trabajo y necesitas algo de apoyo para pagar tus cuentas.
Afortunadamente, hay soluciones que, aunque son temporales, pueden ser de gran ayuda hasta que encuentres un nuevo empleo. Aquí debes considerar, el apoyo del estado, pero también los seguros que puedes contratar de manera voluntaria a través de instituciones nancieras, cajas de compensación y aseguradoras.

Protección de la Administradora de Fondos de Cesantía

Todos los trabajadores dependientes en Chile tienen, obligatoriamente, una Cuenta Individual de Cesantía. Para optar al seguro debes tener a mano tu finiquito, único comprobante de término de relación laboral, y dirigirte a las oficinas de la Administradora de Fondos de Cesantía (AFC) ubicadas a lo largo del país.
La cobertura del seguro de cesantía te da derecho a un monto de dinero —extraído por lo impuesto entre el empleador y tú—, derechos de salud (mediante FONASA) y asignación familiar.

Seguro de Cesantía:

Se encarga de proteger a todos los trabajadores con contrato indefinido, plazo fijo, por obra o servicios, que estén bajo el Código del Trabajo y que hayan sido firmados después del 2 de octubre del 2002. Está a cargo de la Administradora de Fondos de Cesantía y permite a la persona, retirar una suma de dinero acumulado en su cuenta individual de cesantía en la que su empleador cotizó un porcentaje de su remuneración. Fondo de Cesantía Solidario: Puede que el monto acumulado no sea suficiente, se hayan acabado o no cumplas con los requisitos para cobrar el seguro. Por suerte, existe un fondo que contempla la cobertura solidaria en estos casos.

Subsidio de Cesantía:

Lo pueden solicitar aquellos trabajadores que hayan firmado un contrato anterior a octubre de 2002. Además, deben estar inscritos en el registro de cesantes del IPS o Caja de Compensación.

El subsidio cubre hasta 360 días y te permite acceder a asistencia médica gratuita en los hospitales del Servicio Nacional de Salud, recibir Asignación Familiar y un beneficio de asignación por muerte en caso de fallecimiento.

Seguros contratados mediante Instituciones Financieras o Cajas de Compensación

Si eres previsor, puedes contratar seguros de cesantía en instituciones financieras o Cajas de Compensación. Las primas varían según la institución; no obstante, es necesario que cuentes con un período mínimo de antigüedad laboral (normalmente, un año) para contratarlo.

Los seguros de este tipo pueden cubrir cesantía involuntaria e incapacidad laboral, definitiva o temporal. Como ves, existen numerosos recursos a los que puedes optar para hacer frente a los gastos en cesantía. Lo importante es tomes todos los resguardos necesarios hasta conseguir un nuevo empleo.

Las Cajas de Compensación son fiscalizadas por la Superintendencia de Seguridad Social (www.suseso.cl)